8.7.16

El final





Náufragos, la novela gráfica con la que ganamos Laura Pérez y un servidor el premio Salamandra Graphic-Fnac, está casi acabada. Lo cierto es que ha requerido de mis mejores esfuerzos y de prácticamente todo mi tiempo útil, apenas desde que empezara el año. Cuando uno convive durante demasiado tiempo con una idea, con una actividad creativa muy concreta, corre el peligro de rondar el hartazgo. Las ideas enamoran, especialmente con el correr de los días, pero son propensas igualmente al imprevisible desencanto. Con este guión he bordeado ambas sensaciones, si bien he procurado no caer de lleno en ninguna de ellas. Mi estado de ánimo, una vez entregué el borrador definitivo de los textos, era el de alegría: Alegría por acabar lo que empecé hace ya muchos meses, alegría al contemplar el resultado. Tampoco puedo hablar de entusiasmo, que conste, ya que seguramente quedan docenas de detalles mejorables. Pero bueno, I tried my best, que diría aquel. Ahora, a esperar a noviembre, que será cuando vea la luz esta obra. Buen mes para ello. 


Por otro lado, tenemos un blog dentro de FnacCultura donde detallamos aspectos del proceso creativo de Náufragos y demás curiosidades. Es aquí, espero que les guste. 



Hasta el otoño. 


1 comentario:

  1. Pablo, verás que ha merecido la pena aunque el trabajo creativo sea tan extenuante como el que técnico. ¡Cuando salga me haré con una copia! :) ahora disfruta de no estar ya naufragando jaja

    Clara C.

    ResponderEliminar

- +